Nuevo libro Monseñor Freddy Bretón: ¨Poesía completa¨

0
115

Empecé a escribir poesía a inicios de la década de los años sesenta. Por supuesto, casi todo lo escrito entonces quedó en el camino. Ni siquiera importó que me hicieran leer mi primer poema ante un gran auditorio: los 135 seminaristas del Seminario San Pío X y un número semejante de estudiantes y profesores del Colegio Núñez Molina. Apenas recuerdo que esa composición tenía por tema la Navidad, pero no olvido el susto de verme de repente ante tantas y tan distinguidas personas.

Desde entonces hasta ahora, mucha agua ha pasado bajo el puente. 

Llegué a publicar cuatro libros de poesía. En ellos abunda la sensibilidad social, el clamor por la justicia, la admiración y el respeto por la creación, los profundos interrogantes del ser humano, el misterio de Dios… Y diré, además, que no falta el humor, la ironía y quizá hasta el sarcasmo que algunos piensan que me son característicos.

En este libro, Poesías  Completas (385 páginas), recojo lo publicado anteriormente, retocando algún detalle, e inserto varios poemas que había excluido de la antología titulada Entre la voz y el fuego. A esto añado algunos escritos de factura más reciente.

¿Qué es lo que más me satisface de mi poesía?

Sin duda, ver que alguien la disfruta. 

Con frecuencia me he encontrado con personas que, de repente, me recitan algunos de mis versos. Me ha tocado también ver grupos estudiantiles recitándola.  Creo que esta es mi mayor satisfacción.

Por supuesto, tengo que agradecer a los que han abordado críticamente mis composiciones. El primero de ellos fue el Dr. Bruno Rosario Candelier, director de la Academia de la lengua y fundador del Movimiento Interiorista. Pero después están, el ilustre poeta José Rafael Lantigua, el admirado polímata Adriano Miguel Tejada, las distinguidas damas Gisela Hernández, Bienvenida Polanco-Díaz y Carmen Pérez Valerio. Entre otros.

A todos debo gratitud. Ahí queda mi poesía. 

Solo me resta decirles, como si de un festín se tratara : ¡Buen provecho!