El pasado domingo 28 de agosto 2022, se realizó un concurrido encuentro con parejas de matrimonios de la zona pastoral Azua en la Diócesis de San Juan.

76 matrimonios  de las diferentes parroquias del casco urbano de la ciudad de Azua, llenaron el templo de la parroquia Ntra. Sra. De Los Remedios para participar de la conferencia ” EL MATRIMONIO COMO VOCACIÓN”, por Monseñor Tomás Alejo Concepción, Obispo de la Diócesis y Presidente de la Comisión Nacional de Familia de la Conferencia del Episcopado Dominicano.

Mons. estuvo acompañado de los esposos Delanoida Nami y Juan Domingo Boció, matrimonio asesor diocesano de Pastoral Familiar y  Presidentes Nacionales del Movimiento Familiar Cristiano, quienes dialogaron sobre la estructura de la Pastoral Familiar diocesana y parroquial. Delanoida y Juan presentaron el carisma del MFC y su testimonio como matrimonio cristiano.

Durante la actividad los matrimonios vivieron momentos de reflexión, diálogos, dinámicas y plan de acción familiar y  parroquial. Asumieron el compromiso de invitar el doble de matrimonios para el próximo encuentro. En este encuentro, 29 parejas se inscribieron para participar del cursillo prematrimonial.

En otro escenario y como un paso más en el fortalecimiento de la pastoral familiar diocesana con gran alegría y muy confiados en la Sagrada Familia de Nazaret, fue bendecida por Monseñor Tomás Alejo Concepción, la Oficina Diocesana de Atención a las Familias, el pasado miércoles 31 de agosto, en la Sede del Obispado de San Juan de la Maguana.

El Equipo coordinador Diocesano de Pastoral Familiar es el responsable de la misma y desde aquí se coordinará el trabajo de la Pastoral Familiar. También tendremos la colaboración de varios profesionales en temaS de terapia familiar, psicólogos, abogados, ginecólogos, sacerdotes, matrimonios, religiosas, entre otros, que acompañaran a las familias con la escucha y guía para la solución de las diferentes situaciones, siempre apegados a una ética profesional cristiana.

Damos gracias a Dios por todos los colaboradores y oramos a la Sagrada Familia de Nazaret por el éxito de esta gran iniciativa.