Otra vez Europa …

0
72

“Sólo le pido a Dios: 

que la guerra 

no me sea indiferente”.

 -Gieco-

Alemania es derrotada

en la Segunda Gran Guerra

y la germánica tierra

militarmente ocupada 

en la Europa devastada

su destino era inseguro 

disputaban su futuro

dos potencias emergentes

que dividieron las gentes

con un doloroso muro.

Se enfrentaban dos sistemas

en feroz antagonismo: 

democracia y comunismo 

en posiciones extremas,

y en esas lides supremas

que pesar acarrearía 

con el tiempo se ampliaría 

convirtiéndose en global

todo ese vendaval

se le llamó “Guerra Fría”.

Se dividieron el mundo 

en franca rivalidad 

siendo tal la intensidad

de ese rencor tan profundo 

que en el filo de un segundo 

con la humanidad inquieta

pudo explotar el planeta 

aniquilando la vida 

si alguna mano atrevida 

retiraba la espoleta.

Una vez fue en Alemania 

aquella pared odiosa

que de manera oprobiosa 

impuso la cruel vesania;

hoy, la víctima es Ucrania 

de una brutal agresión 

para imponer la opresión 

de un despiadado tirano

al que se le fue la mano

y pagará su obsesión.-