Santo Domingo.-Las autoridades académicas de la UCSD  se reunieron en la Sede Central del Pontificio Instituto para dejar formalizado un acuerdo de cooperación mediante la firma de un convenio. Por dicho convenio la UCSD acoge en su seno un “Centro Asociado al Pontificio Instituto Teológico Juan Pablo II para Ciencias del Matrimonio y la Familia en la Universidad Lateranense”. 

La colaboración del Pontificio Instituto con la Arquidiócesis de Santo Domingo existe desde el 2002 cuando se crea un centro de estudio vinculado a la Sección de Valencia . Después del Motu Proprio Summa familiae cura del Papa Francisco del 8 de septiembre 2017 y la aprobación de los estatutos del Instituto, el centro de Santo Domingo es asumido por la UCSD en vista a la creación de una sección extraurbana. 

Con las firmas del rector de la UCSD, y obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Santo Domingo, Mons. Dr. Ramón Benito Ángeles Fernández, y del presidente del Pontificio Instituto, Mons. Dr. Philippe Bordeyne nació oficialmente el “Centro Asociado  de Santo Domingo” cuya finalidad principal es promover los estudios sobre el matrimonio y la familia en el ámbito de la teología y de las ciencias.  

El desarrollo progresivo del Centro Asociado prevé, entre otros puntos del acuerdo, la oferta académica local de diplomados y máster, cursos de visiting professors provenientes de la Sede Central o de otras sedes en el mundo, así como la formación en la Sede Central o en otras sedes de estudiantes destinados a convertirse en futuros profesores del Centro Asociado. El sostén de la UCSD al nuevo centro llegará hasta la concreción de la posibilidad de ofertar títulos de licenciaturas en teología mención matrimonio y familia.  

La configuración internacional, particularidad que lo distingue dentro de las instituciones académicas vaticanas, coloca a la UCSD y su Centro Asociado JP2 en colaboración inmediata y estratégica con la Sección Mexicana (Red de Universidades Anáhuac) y con el Centro Asociado de Arecibo en Puerto Rico (Instituto San José). De este modo, se vislumbra un trabajo conjunto y progresivo a favor de una red de servicio a las familias de la Región del Caribe.  Así, la labor del nuevo Centro Asociado confirma la misión de la UCSD de promoción cristiana y humana de la cultura, y sumándole, con el debido enfoque de interdisciplinariedad y complementariedad, la misión del Centro de Investigación y Ciencias de la Familia, la UCSD se coloca en verdadera posición de liderazgo en este campo tan fundamental. 

En la firma del convenio estaban presentes, junto al rector de la UCSD y al presidente del Instituto, el Gran Canciller de la UCSD y Arzobispo de Santo Domingo, Mons. Francisco Ozoria Acosta, el Gran Canciller del Instituto, Mons. Vincenzo Paglia, el vicepresidente de la Sede Central, Mons. Dr. Gilfredo Marengo, y el director del nuevo Centro Asociado, Rev. P. Dr. Tomás Vladymir Pérez Candelario. 

Yakayra Suero Tavaréz, MGCC