Unidad en el dolor

0
49

 

 

La humanidad está atravesando por uno de los momentos más dolorosos de su historia. La enfermedad del coronavirus ha traído esta realidad.

A causa de ella en muchos países la muerte ronda por campos y ciudades, sin importar el nivel social.

Esta pandemia nos hace ver la pequeñez de los seres humanos, y los retos que tiene la ciencia para encontrar el remedio de enfermedades que todavía continúan siendo una incógnita.

Esperamos que esta situación que estamos viviendo nos lleve a multiplicar las acciones solidarias con los que sufren.

Llamamos a los sectores políticos a unir esfuerzos, dejando atrás las diferencias y resquemores, para que en estos momentos el pueblo sienta y palpe que realmente ellos luchan por el bien común.

Vaya nuestro reconocimiento a los médicos, enfermeras y todo el personal de salud, que aún arriesgando sus vidas, están al lado de los contagiados por el coronavirus para lograr su curación.

Sigamos orando al Dios Padre misericordioso para que proteja nuestro pueblo y a las demás naciones que también pasan por este trance doloroso que sufre la humanidad.