Porque somos una familia de fe Doña María celebró sus 75 años de vida, mucho más de la mitad de ellos al lado de su esposo Don Pompilio

0
204

La familia Ulloa profesa fe pública adornada con los frutos propios del amor. Numerosa descendencia, trabajo tesonero, obras de bien, soporte de las vocaciones y oración.

“Porque somos una familia de fe”,  subrayaba Don Pompilio en las palabras propias de la ocasión.

Hijos y nietos, antiguos vecinos y allegados, al expresar sus felicitaciones, dejaron ver aquello que Doña María guarda detrás de su semblante calmado y sonriente: madre y esposa incondicional, presta a la escucha, el consejo y confidencia necesarios para cultivar la confianza; amiga fiel en todo tiempo, solícita y amable ante las necesidades de otros.

 

Un corazón de oro puesto al servicio del bien, de la familia y la fe, en donde encontrar expresado el amor de Dios.