Encuentro Nacional de Diáconos Permanentes  

0
88

 

La Comisión Nacional de Diáconos Permanentes, organismo de la Conferencia del Episcopado Dominicano, cada año organiza una jornada de formación y actualización para todos los diáconos permanentes del país, esta vez, aprovechando los medios tecnológicos lo hicimos de manera virtual. Dicho evento se sostuvo el sábado 20 de junio a las 8:00 p.m., a través de la plataforma zoom; el encuentro estuvo encabezado por Monseñor Carlos Tomás Morel Diplán, obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Santiago de los Caballeros y presidente de dicha Comisión. Participaron 223 diáconos de las diferentes diócesis del país con sus esposas y también algunos candidatos al diaconado.

 

El encuentro tuvo como tema  central: “Vivir el Ministerio Diaconal en Tiempo de Pandemia”, la ponencia estuvo a cargo de dos parejas de profesionales del área de la salud: el psicólogo y terapeuta familiar y de pareja, el diácono José Rosado y su esposa Leonor Cruz y los médicos infectólogos el doctor y diácono Tirso Concepción y su esposa la doctora Mayra.

 

Una parte muy significativa y emotiva del evento, fue el testimonio de tres diáconos que estuvieron afectados por el virus, ellos compartieron, a modo de testimonio, su vivencia, la de sus esposas y sus familiares. Fue muy edificante el testimonio del diácono José Reyes y su esposa Sarah Collado, que siendo una persona vulnerable y de alto riesgo pudo superar el virus con el auxilio de Dio, lo mismo el diácono Santiago Lebrón, acompañado por su esposa María del Carmen Pérez, que a pesar de sus años pudo salir vencedor de este mal y de igual modo, el testimonio del diácono Blas Bonilla con su esposa Yovanne Pimentel, quien fue uno de los primeros contagiados en el país. Lo esencial del testimonio de estos hermanos diáconos, se centró en la importancia del apoyo que recibieron de sus esposas y la familia durante el periodo de la enfermedad.

 

Además de los impactantes testimonios, los especialistas en el área de la salud nos dieron oportunas orientaciones acerca de cómo comportarnos ante la amenaza del virus, cómo protegernos y cuidar de nuestra familia; también fueron muy importantes las orientaciones que le dieron a los diáconos y sus esposas para mantener el equilibrio afectivo, emocional y espiritual  de su matrimonio en este tiempo de crisis.

 

La intervención del diácono Robín Santana y esposa Finlandia Pérez, de la Arquidiócesis de Santo Domingo, nos sirvió de orientación y reflexión sobre el trabajo pastoral en tiempos de pandemia y el uso de las nuevas tecnologías para la evangelización, con sus orientaciones arrojaron luz para saber reorientar la acción pastoral utilizando los medios electrónicos que tenemos hoy a nuestro alcance.

 

Al finalizar el encuentro virtual con una  duración de dos horas,  se mantuvo el interés y la motivación de los participantes por el contenido variado, los testimonios y el dinamismo del programa.