Caduceo

0
107

En nuestro medio se em­plea comúnmente el Cadu­ceo (en inglés, caduceus), como emblema o símbolo de la medicina, parece que por influjo de la costumbre norteamericana de hacer lo mismo.

Como bien lo aclara el Diccionario de la RAE, el Caduceo es propiamente el símbolo del comercio: Del lat. caducĕum, y este del gr. κηρύκειον, del heraldo. m. Vara delgada, lisa y cilíndrica, rodeada de dos culebras, atributo de Mercurio, dios romano del comercio y mensajero de los dioses, considerada en la Anti­güedad como símbolo de la paz y empleada hoy comúnmente como símbolo del comercio. (Dicc. De la Real Academia Española).

El emblema propio de la medicina es la vara o el cetro de Esculapio o Asclepio, (en inglés Rod of Asclepius); lleva normalmente una sola serpiente enroscada en torno al cetro, sin las pequeñas alas, pro­pias de los pies y la cabeza del Mensajero de los dioses (Mercurio).

Llama la atención que en este símbolo se asocie a la serpiente con la curación y la salud. En la Biblia, por ejemplo, resalta la asocia­ción de la misma con la desgracia y la muerte del ser humano. Y tal es el caso del conocidísimo relato de la caída de Adán y Eva en el jardín del Edén. Pero no toda la antigüedad consi­deró a la serpiente de esa manera; comúnmente la encontramos relacionada con la fertilidad y la vida. La misma Biblia da testimonio de esto, por ejemplo en el pasaje en que Moisés, por orden de Dios, hace una serpiente de bronce y la coloca en un lábaro o estan­darte, para que sanen todos los que fueron mordidos por serpientes (Núm 21, 4-9).